Más 1,65 millones de computadoras fueron el objetivo de un ataque malware de minería de criptomonedas en los primeros ocho meses del año 2017, según un nuevo informe de Kaspersky Labs.

La empresa rusa de ciberseguridad declaró el martes que la cifra representa el número de computadoras, que tienen instalado software de Kaspersky, que fueron protegidas de estos ataques maliciosos. Este tipo de ataques convierten a una máquina en un dispositivo de minería controlado remotamente sin que el dueño tenga conocimiento alguno.

Este tipo de ataques ha incrementado en comparación de 2016, año en el que se reportaron 1,8 millones. Kaspersky Labs también reportó que en 2014 los ataques apenas superaron los 700.000.

Al parecer, el virus trabaja a modo de una red de bots, o botnet, la cual funciona para realizar las actividades de minería.

El informe destaca:

“Esto resulta en la adquisición de criptomonedas por parte de los malhechores, mientras que los sistemas de computadoras de sus víctimas experimentan lentitud. A través de los últimos meses, hemos detectado varias botnets grandes diseñadas para aprovecharse de esta minería enmascarada.”

Publicidad

La compañía sólo dio cifras de los clientes que protegieron, y no clarifico cuantas máquinas fueron afectadas en general, o si algunos de sus clientes fueron afectados a pesar de la protección.

Los botnets de minería de criptomonedas no son nada nuevo. Uno de los nuevos botnets descubiertos en este año fue desarrollado por la Agencia Nacional de Seguridad de los Estados Unidos el cual fue filtrado por el grupo de hackers Shadow Brokers.

Aunque los ataques eran dirigidos normalmente hacia computadores Windows, también pueden afectar computadores de Linux. Algunos botnets infectan máquinas que no poseen suficiente poder de procesamiento para minar cualquier cosa posible.