El conflicto de OneCoin en Alemania está escalando cada vez más. OneCoin es un esquema de inversión digital acusado de ser un fraude por varios países y por la comunidad de monedas virtuales.

Según informa el periódico alemán Süddeutsche Zeitungfiscales de la oficina de la policía estatal de Rhine-Westphalia norte, así como también de la ciudad de Bielefeld, han abierto nuevas investigaciones.

Según informamos en abril, la máxima figura reguladora financiera de Alemania, BaFin, congeló las cuentas de IMS International Marketing Services GmbH, la cual es acusada de ser una operación para el lavado de dinero de OneCoin. Unos días después, BaFin expulsaría a OneCoin de Alemania por medio de una carta de cese de funciones a las compañías conectadas con el esquema y sus partidarios.

Cuando BaFin congeló las cuentas de IMS, confiscaron alrededor de EUR 29 millones. Sin embargo, según declaró la agencia en el momento, creen que ayudaron a mover hasta EUR 360 millones entre diciembre de 2015 y diciembre de 2016, un indicativo de que el esquema logró encontrar inversores durante este periodo de tiempo.

Publicidad

Según el diario, las investigaciones de los fiscales se centran en siete personas no identificada y sobre sí hicieron falsas promesas sobre grandes ganancias por invertir en OneCoin. Los investigadores también quieren averiguar hasta que punto ellos violaron los estatutos de pago de Alemania, los cuales los llevaría a ser acusados por BaFin, y podrían aclarar qué más hay detrás de estas personas.

Además, según informa BehindMLMla operación ya está teniendo resultados, ya que dos eventos relacionados con OneCoin en Alemania fueron cancelados esta semana.

Estos eventos resaltan el ambiente tan hostil al cual OneCoin se ha enfrentado recientemente en Europa y en otras partes del mundo.

Diferentes agencias gubernamentales en Hungría, India, Kazajistán y el Reino Unido, han comenzado investigaciones en contra de los operadores del esquema dentro de sus respectivas naciones. Distintos bancos centrales de África han emitido advertencias respecto al esquema en el pasado, aunque se desconoce hasta qué punto sus respectivos gobiernos han investigado más al respecto.